13.4.11

otra deidad

Lo que nos conecta, la piedra que labramos con secreta devoción, permanece quieta en ese lugar que abandonamos. El deseo se diluyó en la geografía que trazaron días sincronizados en un universo paralelo, y la estrella en que coincidimos, hoy es monumento en un cielo sin extensión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario